Desde la ventana de mi ciudad

martes, 13 de noviembre de 2012

Editorial de Jesús Maeso para el Certamen Internacional de Novela Histórica

Nota de Prensa de la Organización del Certamen.

El escritor y miembro del jurado del Certamen Internacional de Novela Histórica "Ciudad de Úbeda" Jesús Maeso,nos pide que os hagamos llegar este editorial realizado por el para el Certamen.



Aseguraba R. L. Stevenson que los libros más decisivos de la historia de la humanidad han sido novelas, porque han cambiado normas de vida. Admiten todo, el novelista no nos ata a ningún dogma, nos ayudan a escapar de la monotonía de nosotros mismos, y nos ofrecen un fabuloso universo de perspectivas, convirtiendo lo ficticio en creíble.

Desde la noche de los tiempos y desde que los poetas ciegos del Egeo comenzaron a plasmarlos en escritos, el ser humano mantiene una necesidad universal e imperiosa de escuchar o de leer relatos.

En el último tercio del siglo XX, Europa asistió a un verdadero renacimiento de la cultura, con la aparición de obras fundamentales -llamémoslas novelas históricas-, como 'El nombre de la Rosa' de Umberto Eco, 'Memorias de Adriano' de Marguerite Yourcenar, 'Aníbal' de Gisbert Haefs, 'Sinué el Egipcio' de Mika Waltari o 'Yo Claudio' de Robert Graves.

Este fenómeno literario constituyó el punto de partida para que en nuestro país se produjera la aparición de un grupo de escritores que íbamos a cultivar con sorprendente aceptación por el público lector el género de la novela histórica, encabezados por Juan Eslava Galán con su 'En busca del unicornio' y J. L. Corral en 'El salón dorado', todos reconocidos en este país y fuera de él.

Úbeda, ciudad de historia y de arte, también se ha convertido con la convocatoria nacional e internacional del I Premio Literario de Narrativa Histórica, en una ciudad de literatura, y su memoria urbana quedará ligada para siempre a la novela y a la creación literaria.

Cerca de un centenar de aspirantes al premio han inventado historias, situándolas, consciente o inconscientemente, en un mundo pretérito. Asistiremos al estadillo de construcciones de mundos perdidos y de geografías humanas míticas o imaginarias, donde se mezclarán el mito, lo real, la palabra estética, el símbolo, la fábula y la fantasía.

La Novela Histórica se nos ofrece como un territorio esencial para descubrir las claves del hoy y del futuro, un punto de reflexión para el hombre actual perdido en un fárrago de adversidades y también para expresar quimeras y utopías narrativas, porque sólo a la luz de la literatura se puede llegar a la verdad de la Historia.

La novela en general y la histórica en particular, están íntimamente vinculadas a los paraísos perdidos de la humanidad, a los sentimientos de sus protagonistas, al pensamiento, a los enigmas del viejo y del medio mundo, a las leyendas y al testimonio olvidado de nuestros antepasados. Siempre he sostenido que la vuelta al pasado a través de la ficción, es absolutamente necesaria para sostener la idea del mundo, dentro de una multiplicidad de visiones. Necesitamos reinventar y transfigurar por falso e interesado el ámbito del pasado, y así aproximarnos a su autenticidad.

Existe la novela, porque existe un espacio por conocer y porque la imaginación es una de las cualidades más nobles del ser humano. Todo los que nos hace soñar y auparnos a mundos paralelos de placer y deleite, nos ayudará a soportar nuestra onerosa existencia.

Por eso mi reconocimiento, y el de los escritores que cultivamos esta forma de creación literaria, a la ciudad de Úbeda, y a su Ayuntamiento, a la Asociación Plaza Vieja, al Club de Lectura 'En torno a la palabra' y a Semer Turismo de Jaén por alumbrar esta feliz idea, que convocará en nuestra ciudad a novelistas y editores de acrisolado prestigio, a críticos, libreros, a autores de cómic, dibujantes y a candidatos a un premio, que ya se mueve ente los más acreditados del panorama literario español. Y quizá tengamos fortuna y emerja una estrella de las letras.

¡Larga vida al César! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada